WALLST

Nada nuevo que contar

Jornada de transición para Wall Street.

Situación de corto plazo:

Nueva sesión de transición tras una inquietante vela negra como la del martes, que parece querer poner un poco de sentido común dentro de una recuperación de muy corto plazo como la vivida en los primeros días de junio, nuevamente en “v” y de dimensiones tan impresionantes como impropias de las circunstancias: ni ha acompañado la volatilidad en las últimas sesiones de la misma, ni se han depreciado los precios de los bonos de referencia, ni se ha visto rebote alguno en el dólar/yen que sea digno de mención y comprometa mínimamente el claro patrón potencialmente bajista confirmado en mayo. Y pese a ello, las más populares referencias de Wall Street, se mantienen arriba del todo para seguir impresionando.

Situación tendencial:

Lateral/alcista mientras se respeten los mínimos marcados en diciembre 2018. El patrón envolvente bajista en gráfico mensual desplegado en los máximos históricos de índices como S&P500, Dow Jones Industrial y Nasdaq100 sugiere una corrección hacia dichos mínimos como algo que no debe descartarse. Mercado bajista o lateral/bajista es lo que debiera esperarse para los próximos meses.